split fijo de aire acondicionado

Qué debes saber antes de instalar un split fijo de aire acondicionado

Split fijo

Con la llegada del verano muchos hogares se plantean la instalación de un equipo de aire acondicionado para soportar mejor la época más calurosa del año. Antes de contratar esa instalación es muy importante tener en cuenta varios aspectos que mejorarán la experiencia cómo:

 

  • El tipo de vivienda que tenemos.
  • El número de estancias que queremos que tengan aire acondicionado.
  • El tipo de máquina que contrataremos.

 

En cuanto a esta última cuestión, lo más habitual es que se instalen splits fijos. Son los que conllevan una obra más grande y costosa, pero también los que ofrecen un mejor resultado.

 

¿Qué es un split fijo de aire acondicionado?

 

Consta de un compresor externo y de una o varias unidades que se instalan en el interior, dependiendo del número de estancias en las que se quiera disponer de aire acondicionado. Estas unidades interiores tienen una gran potencia frigorífica y además son muy silenciosas. También se pueden utilizar como calefacción en invierno en el caso de que dispongan de bomba de calor. Este tipo de aparatos son complejos y debe instalarlos un profesional.

 

¿Qué debemos tener en cuenta antes de instalar un split fijo?

 

Instalación exterior

 

  • Debemos buscar una pared libre de obstáculos que tenga un mínimo de 30 centímetros de espacio alrededor de la unidad que instalaremos.
  • Debe estar ubicado en un lugar poco transitado o muy caluroso (evitar azoteas sin tejadillo o pasillos entre terrazas).
  • Si vives en un edificio residencial, consulta con el Ayuntamiento y con la Comunidad de Propietarios para conocer las normas (hay comunidades que obligan a que la instalación de los compresores externos no sea visible y debe colocarse en zonas bajas de la fachada).

 

Instalación interior

 

  • Como en el caso del compresor exterior, debemos buscar una pared despejada. Hay que contar con un mínimo de 15 centímetros de espacio alrededor. Es muy importante evitar elementos como cortinas, barras, estanterías etc.
  • Que en el sitio elegido no le dé la luz solar de forma directa.
  • Que no tenga fuentes de calor cercanas (ordenadores, televisores, etc.).
  • La unidad interior también debe instalarse a una altura de 2’12 metros del suelo.
  • En lugares alejados de antenas de televisión, líneas eléctricas y otro tipo de conexiones, ya que pueden interferir con el funcionamiento del aparato de aire acondicionado.
  • La pared interior que elijamos debe ser fuerte, para poder soportar el peso del aparato. Por eso es mejor evitar las paredes de pladur, y en todo caso, realizar la instalación sobre un marco para que pueda sostener bien el peso.

En cualquier caso, antes de hacer planes para instalar un Split fijo de aire acondicionado, consulta con un profesional para que te ofrezca la mejor alternativa.

 

 

 

Dormir sin aire acondicionado

Objetivo: dormir sin pasar calor (si no tienes aire acondicionado)

Con la llegada del verano se complica el descanso nocturno colectivo. Las altas temperaturas que se registran, también durante la noche, provocan ambientes muy calurosos que dificultan coger el sueño.

Síntomas que provoca el calor nocturno

  • Sudor
  • Insomnio
  • Bochorno
  • Ansiedad

 

Son algunos de los síntomas que puede provocar el hecho de dormir con una sensación térmica elevada. Sensación que puede intensificarse en algunos colectivos más específicos como las personas mayores, mujeres embarazadas o niños pequeños.

Según la Asociación Española del Sueño la habitación en la que dormimos tendría que estar a una temperatura media de entre 18 y 20 grados centígrados. Pero los últimos datos recogidos por el INE (Instituto Nacional de Estadística) aseguran que solo el 35,5% de los hogares tienen aire acondicionado.

 

Si no perteneces a este pequeño porcentaje de afortunados, no te preocupes, hemos elaborado toda una serie de consejos porque este verano puedas dormir fresco.

¿Qué podemos hacer para dormir frescos?

 

  1. Abrir las ventanas solo cuando cae el sol. De este modo conseguiremos refrescar y ventilar las estancias. El resto del día es mejor mantener todo muy cerrado para que no se cuele el calor.
  2. Ducharse con agua templada. Puede parecer que el agua fría es la mejor opción, pero el choque térmico produce un frescor inmediato que reactiva el organismo y el gasto energético, provocando un aumento de la temperatura corporal.
  3. Gazpacho de cenar. Tenemos que evitar las cenas copiosas antes de ir a dormir, así como los alimentos calientes, ya que aumentan la temperatura del cuerpo. La mejor opción son las cremas y sopas frías como el gazpacho.
  4. Usar ropa de cama ligera. Puede parecer una tontería, pero muchas personas continúan utilizando el nórdico, aunque sea sin el relleno, lo que provoca un aumento de la temperatura en la cama. Así que lo mejor es optar por ropas muy ligeras, de tejidos naturales como el algodón o el lino, puesto que son 100% transpirables a diferencia de los materiales sintéticos. Esto es importante trasladarlo también a los pijamas y camisones, es recomendable que sean de materiales naturales y muy anchos para no se enganchen a la piel.
  5. Utilizar un ventilador. Es la manera más fácil de vencer el calor y el bochorno del verano. Hay de infinitos modelos y precios. Otro truco es colocar un recipiente con hielo frente al aparato, así conseguiremos que el aire que remueva el ventilador sea frío.
  6. Refrescarnos las muñecas. Podemos aplicar agua fría sobre esta parte del cuerpo antes de ir a dormir. Nos ayudará a refrescarnos. Otra buena idea es mojar unos calcetines en agua fría y colocárnoslos cuando nos vayamos a acostar. La temperatura de los pies y de las muñecas regula la del resto del cuerpo.

 

 

 

 

 

 

smart city

Smart city y su gestión de residuos

smart city

 

La ciudad del futuro se caracterizará por la tecnología y el respeto por el medio ambiente. El objetivo es que sus habitantes vivan con más comodidad, conectando todos los elementos de la ciudad para crear una relación más sencilla. Se implantarán sistemas inteligentes de medición de agua y energía; los vehículos eléctricos serán el día a día en las ciudades, pero, ¿cómo se solucionará el problema de los residuos en una Smart city?

 

Gestión sostenible de residuos urbanos

La gestión de residuos en una Smart city nace como una necesidad para crear una ciudad óptima y habitable para todos sus residentes. Los expertos trabajan en diferentes alternativas para esta importante labor, compartiendo todos unos mismos objetivos:

  1. conseguir un entorno más informado
  2. un entorno más concienciado
  3. con mayores facilidades para un funcionamiento más cómodo
  4. sistemas más higiénicos y de menor impacto visual

 

Estos sistemas más higiénicos y menos visuales se pueden conseguir con una red de tuberías subterráneas por donde discurrirían los residuos. ¿Es factible esta idea? Desde ANAVAM, Asociación Nacional de Auditores y Verificadores Medioambientales, creen que si. Este modelo es una de las mejores opciones para cumplir con las necesidades de una Smart city.

 

Los residuos ya no estarían por las calles. Gracias a un sistema de tuberías estancas con un sistema de vacío, las bolsas de basura depositadas en los contenedores irían directamente al centro de reciclaje a través de una red subterránea. El contacto por las calles y las carreteras sería nulo. Otra ventaja sería la desaparición de los vehículos encargados del transporte de residuos, disminuyendo tanto el ruido como la contaminación que producen estos camiones.

 

En todo este proceso el big data es esencial. Se podría conocer información sobre horas, cantidad de residuos y costumbres en su gestión. Y así, aplicar servicios en función de todas las variables conocidas con la recogida de datos.

 

Smart city y economía circular

La economía circular centra sus principios en la reutilización de materiales y productos, ya que es consciente que éstos son finitos y que tienen límite de caducidad. De ahí que surja a la vez el concepto de economía colaborativa, como modelo basado en la lucha contra el cambio climático y el respeto al medioambiente.

 

Esta economía permite la utilización de materiales que una entidad deja de utilizar y que son reciclados para cubrir las necesidades de otra entidad. Una manera eficiente de reducir los materiales en el mercado y de compartir recursos.

 

Para el año 2050, el 70% de la población mundial vivirá en ciudades. Este es el motivo por el que se están desarrollando un gran número de proyectos dedicados al estudio de soluciones innovadoras. Uno de ellos es el GrowSmarter, un programa europeo de investigación que tiene a Barcelona, Colonia y Estocolmo como cabezas visibles para buscar soluciones para las futuras smart cities.

el calor

Cómo se soportaba el calor antes del aire acondicionado

el calor

 

Desde casa o en la oficina, el aire acondicionado nos ayuda a pasar las altas temperaturas del verano de la mejor de las maneras. La tecnología ha sido un punto de inflexión a la hora de sentirnos confortables dentro de espacios cerrados cuando las temperaturas son elevadas. Pero, ¿os habéis imaginado alguna vez pasar el calor del verano sin aire acondicionado?

 

A lo bueno es fácil acostumbrarse rápido y olvidamos que, hasta tan solo unas pocas décadas, el aire acondicionado estaba reservado para unos pocos. La mayoría de la gente se las tenía que arreglar con ingenio para plantarle cara al calor.

 

El calor antes de la invención del aire acondicionado

Hoy día estamos recuperando algunas de las técnicas más comunes y sencillas para combatir el calor y las altas temperaturas del periodo estival. Os dejamos con las técnicas más utilizadas:

Dormir a la fresca

Si durante el día cuesta soportar el calor sin aire acondicionado, dormir puede ser una misión imposible, sobre todo en casas en las que corre poco aire. Una de las soluciones era salir a dormir a los patios y espacios al aire libre. Esterilla y cojines en mano y a disfrutar del sueño al raso.

Construcción planificada

Una de las formas más inteligentes de vencer a el calor ha sido mediante la construcción planificada. Usar materiales como roca y ladrillo, muros muy gruesos, etc., ha permitido crear pequeños microclimas interiores. Se conseguía aislarlo del frío en invierno y del calor en verano. Además, ubicar las ventanas de manera estratégica es muy eficaz a la hora de luchar contra el calor del verano.

Amor por el blanco

Pintar el exterior de las viviendas de blanco o encalar los muros reduce de forma significativa la temperatura. Un gran ejemplo de esta técnica son los pueblos andaluces donde el verano eleva las temperaturas de manera considerable. Las superficies blancas reflejan mayor cantidad de luz solar.

Levantarse con las gallinas

Otra forma de luchar contra las temperaturas elevadas es adaptando las actividades a las horas más agradables de la jornada. Hoy en día, es difícil cambiar los horarios de trabajo, pero antaño lo más habitual era levantarse con los primeros rayos de sol y aprovechar al máximo la mañana antes de que el sol apretase demasiado.

Una buena siesta reparadora

La mejor opción para vencer el calor del mediodía era bajar persianas, echar cortinas, y meterse en la cama. La siesta es una opción para recuperar las horas de sueño invertidas a primera hora del día.

Hacer vida en las plantas bajas

El calentamiento de las plantas más elevadas de los edificios obligaba a que las actividades del día a día se tuvieran que realizar en las plantas bajas de los edificios.

Comer sandía: mucho líquido y poca caloría

En años atrás, adaptar la alimentación al tiempo que hacía era una cuestión casi vital. Durante las olas de calor era necesario beber grandes cantidades de agua para recuperar líquidos, así como adaptar la dieta a alimentos refrescantes y muy bajos en calorías. Las frutas frescas de verano, gazpachos y sopas frías aportaban al cuerpo los nutrientes necesarios para el día y bajos en calorías.

 

La vida antes del aire acondicionado obligó al ser humano a buscar soluciones ingeniosas para sobrevivir al sofocante verano. Hoy en día, el aire acondicionado permite establecer una rutina de vida y trabajo que no se limita por las olas de calor ni por temperaturas asfixiantes.

funciones básicas

Funciones básicas de tu aire acondicionado que debes conocer

funciones básicas

 

La bomba de calor es, posiblemente, uno de los electrodomésticos más versátiles dentro del hogar. Ofrece aire caliente en invierno y aire frío en verano. Además, está dotado de unas funciones básicas que lo hacen muy versátil, adaptable a cada momento del día. Seguramente estés desaprovechando algunas de sus funciones porque no las conozcas. Por eso, para sacarle el máximo partido sin necesidad de leer el manual de instrucciones, vamos a refrescarte la memoria con las funciones básicas más usadas del aire acondicionado.

Funciones básicas de tu aparato de aire

Las funciones básicas más utilizadas suelen estar relacionadas con la programación, pero hay más. Descúbrelas aquí y olvídate de pasar calor este verano:

Bomba de calor

Generalmente asociamos el aire acondicionado con su uso en el verano. Sin embargo, estos aparatos cuentan también con la función de bomba de calor. Un mismo aparato de aire para dos estaciones bien diferenciadas, verano e invierno. Enfría o calienta las habitaciones de tu hogar.

Modo noche

En las noches de bochorno veraniego, el aire acondicionado también se puede utilizar para dormir frescos y a pierna suelta. La utilización del modo noche, permite que el aparato no solo haga menos ruido mientras durmamos, sino que también regulará la temperatura para que no pasemos frío. Llegado a cierto punto, el aparato de aire se apagará. El modo noche es una de las funciones más interesantes y menos aprovechadas por los consumidores.

Programador de temperatura y de encendido/apagado

Con la función de programación podrás decidir el apagado o encendido del aparato sin estar presente en el momento. La programación regular de esta función permite un uso más eficiente de este electrodoméstico. Además, al mismo tiempo podrás programar la temperatura para que no te congeles o te achicharres.

Regula las lamas

Las lamas permiten dirigir la trayectoria del aire que sale del aparato de forma fija o variable. Estos componentes son abatibles, tanto vertical como horizontalmente. Colócalos como mejor te convenga para evitar que te dé el aire directamente en la cara, algo que seguro agradecerás.

Adiós a la humedad

Es una de las funciones más desconocidas, pero de las más eficaces: la opción Dry. Esta función permite eliminar el exceso de humedad del ambiente que se crea en la habitación. Se suele utilizar mucho cuando hay muchas personas en una misma habitación. Funciona de la siguiente manera: la temperatura es la misma, pero funciona con el ventilador a más baja velocidad. Con esto se consigue reducir la humedad del ambiente.